Artículos

Café Exprés 2014

Les aviso que pueden descargar en los enlaces de este blog una recopilación de los artículos de las participaciones que tuve en Radio Universidad de Guadalajara en Colotlán en el año 2014.

Anuncios
Agrosilvicultura·Artículos

ACB Premio Wangari Maathai 2014

6 de octubre 2014, Salt Lake City – La activista ambiental mexicana Martha Isabel “Pati” Ruiz Corzo ha ganado el Premio Wangari Maathai 2014 de la Asociación de Colaboración en materia de Bosques (ACB) en reconocimiento por su labor pionera en favor de la conservación de los bosques y la reducción de la pobreza rural en su país natal.

Artículo completo: http://www.cpfweb.org/77034/es/

Artículos·Sin clasificar

Libro Colotlán y sus árboles.

Presentación.

En diciembre de 2008 comencé este blog, con la finalidad de dar a conocer los árboles existentes en la región y la posibilidad de utilizarlos para el desarrollo económico y social. Meses después, en 2009, comencé a participar en el noticiero de Radio Universidad de Guadalajara en Colotlán cada quince días, con temas sobre ecología, agrosilvicultura y árboles; los artículos que contiene el libro son el resultado de esas participaciones. Creí conveniente reunirlos en un libro en formato electrónico por las ventajas que esto implica, como la facilidad de leerlo en un aparato móvil como una tableta o un teléfono, acceder a cualquier artículo desde el índice, entre otras.
Espero que sea útil de alguna manera.
Fabio Ruiz Ortega.
Colotlán, Jalisco a 5 de enero de 2014.
Opciones para obtenerlo:
1.- Para descargar en formato epub (teléfonos, tabletas y lectores) pega una de las siguientes direcciones en tu navegador :  https://drive.google.com/file/d/0B7jmDNQOeRjQdXR3VXBEekJsZHc/edit?usp=sharing
2.- Si deseas puedes descargarlo en formato PDF en el siguiente enlace:colfaro
3.- Para Kindle (formato mobi): https://drive.google.com/file/d/0B7jmDNQOeRjQMGVZVlFkLWZpUWs/edit?usp=sharing
Artículos·Desertificación

Charlotte Gill.

Ted es una organización sin fines de lucro que organiza conferencias sobre ideas que vale la pena difundir, el nombre viene de las iniciales de tres palabras: Tecnología, Entretenimiento, Diseño, las mismas iniciales que en inglés. La página Ted.com ofrece estas conferencias en video, muchas de ellas con subtítulos en español, y también se pueden encontrar en you tube. Los temas de las conferencias son muy variados y son dadas por gente de todo el mundo. Las conferencias también se realizan en distintos lugares del mundo.

Una de estas conferencias me pareció interesante para compartirla con ustedes: Charlotte Gill trabajó por veinte años como plantadora profesional de árboles en todo Canadá, escribió un libro de memorias que fue un éxito, donde explora la vida salvaje y solitaria de los reforestadores. Ganó el premio nacional en Canadá para libros de no ficción en 2012.

Su trabajo como reforestadora profesional en lugares donde la madera había sido cosechada le permitió vivir experiencias únicas y encontrar amigos. Un plantador recorre al día un promedio de 16 km., se inclina unas doscientas veces por hora y puede plantar varios cientos de arbolitos al día. Una de las cosas que Charlotte Gill descubrió fue la capacidad de adaptación del cuerpo humano, debido al esfuerzo físico requerido en la reforestación.

Cuando se retiró de su actividad profesional, comenzó a reflexionar e investigar sobre su trabajo y en la conferencia nos platica algunas de sus reflexiones:

1.- Hay una colisión entre dos especies, por un lado los árboles, y por el otro los humanos, en la que una claramente está en desventaja.

2.- Aunque el porcentaje de sobrevivencia de las reforestaciones en las que participó es del 90%, hay una diferencia enorme con los bosques que están reemplazando, y esa diferencia es el tiempo, pues para que los árboles que ella plantó alcancen el tamaño de los árboles talados se necesitan cientos de años.

3.- Nuevas investigaciones están cambiando la manera en como vemos los bosques, hasta el punto de considerarlos como un solo organismo,por ejemplo, se ha descubierto que a través de los hongos de las raíces los árboles pueden “comunicarse” y de esta manera un árbol en una orilla del bosque puede “saber” cómo le va a otro árbol en el otro lado. También pueden compartir nutrientes y los árboles más grandes, llamados árboles padres, protegen a los más pequeños y cuando mueren les ceden sus recursos. Estamos hablando de especies que tienen más años sobre la tierra que los humanos, lo que les ha permitido desarrollar estrategias de supervivencia para soportar sequías, incendios, eras de hielo, etc.

Para terminar la conferencia, Charlotte Gill nos hace las siguientes preguntas:

¿y qué tal si de aquí a unos años en lugar de que los bosques los manejen cuatro compañías los maneje la gente que vive en ellos?

¿y qué tal si en cien años, cuando los árboles estén listos para su corte, los dejemos vivir?

Artículos

La defensa de la tierra (leisa).

Desde hace tiempo recibo la revista de agroecología LEISA, editada en Perú por la Fundación LEISA y como en otras ocasiones, ahora también comparto con ustedes algo de lo que viene en la última edición.
Esta vez el tema se llama La defensa de la tierra y el territorio. El editorial nos ofrece un panorama del contenido, siendo el tema principal la adquisión de enormes extensiones de tierras en Asia, África y América Latina llevada a cabo por grandes empresas -extranjeras y también de los países en los que se adquieren las tierras, inversionistas institucionales y especuladores e incluso estados-.
El primer artículo se titula El acaparamiento de tierras y de recursos naturales: violaciones del derecho a una alimentación adecuada. En él se nos hace saber que el acaparamiento de tierras no es algo nuevo sino un fenómeno recurrente en la historia humana, pero que se ha intensificado  durante los últimos diez a quince años con la adopción de las políticas de desregulación, los acuerdos de comercio e inversión, y las reformas de mercado. Algunas de las causas del acaparamiento de grandes extensiones de tierras son la presión creciente para producir agrocombustibles como alternativa a los combustibles fósiles; el hecho de que países dependientes de la importación de alimentos adquieren tierras de cultivo en otros países, y también que algunos inversionistas privados han descubierto en las tierras agrícolas una nueva fuente para obtener beneficios. Otros fines para los que se adquieren tierras son proyectos de minería, megaproyectos conservacionistas y de explotaciones forestales industriales.
Uno de los principales problemas causados por el acaparamiento agrario es que vastas extensiones de tierra y los recursos hídricos asociados no pueden ni podrán ser utilizados por indígenas, campesinos, pastores, pescadores artesanales y poblaciones nómadas, además del daño a los ecosistemas y diversas amenazas para las comunidades rurales.
En el mismo artículo se reconoce que si bien hacen falta inversiones en el medio rural, ese no es el tipo deseado de inversiones, sino aquellas que se hacen en las comunidades locales y en la agricultura en pequeña escala.
Otros artículos hacen referencia a casos específicos, por ejemplo la recuperación de 20 mil hectáreas en el Bajo Aguán, Honduras por 2500 familias campesinas, lo que ha desencadenado una ola de violencia y represión. Otro es el de la inundación de varios municipios por la construcción de un megaproyecto hidroeléctrico en Antioquía, Colombia, algo parecido a lo que sucede en Jalisco en Temacapulín, además de la concesión de 40 000 hectáreas para explotación de metales preciosos otorgada a compañías multinacionales.
Quien esté interesado en consultar la revista puede hacerlo en la dirección http://www.leisa-al.org

Artículos

Leisa-Sistemas regionales de alimentos y agricultura.

A mediados de diciembre recibí la revista de agroecología Leisa, en esta ocasión el tema es Sistemas regionales de alimentos y agricultura. El propósito de esta revista es difundir las experiencias concretas de agricultura familiar sostenible, basadas en la práctica agroecológica.

El primer artículo se titula Alimentos de ‘ningún lugar’ o alimentos ‘del lugar’, escrito por Claudia Job Schmitt, y en él nos plantea la existencia de alternativas viables a los alimentos de ‘ningún lugar’, aquellos cultivados por productores desconocidos, envasados y transportados a largas distancias por las grandes corporaciones. Entre dichas alternativas podemos mencionar la comercialización de los productos ecológicos de la región en las ferias locales por los propios agricultores, la agroindustria familiar, cooperativas de consumo y redes de intercambio y comercialización entre vecinos, suministro a pequeñas tiendas y restoranes de la localidad, etc. Estas iniciativas de producción y comercialización a menudo son vistas como poco importantes o como “pequeñas soluciones”, pero en varios estudios se ha descubierto el hecho de que alrededor del 85% de los alimentos consumidos en el mundo se produce en el ámbito de cada país o en la misma región ecológica, por ejemplo el trigo, del que solo se vende en los mercados extranjeros el 17% de la producción mundial mientras que el restante 83% se consume en los países productores.Algunas estrategias que están siguiendo los agricultores en seis países europeos son la venta directa y la elaboración de productos en la finca y la comercialización de nuevos productos y servicios. En Brasil se abastece de alimentos a las escuelas y programas sociales gracias a convenios institucionales.

 

El artículo El sistema alimentario regional del amaranto, escrito por Fernando Manzo Ramos y Gabriela López Ornelas, trata sobre la producción del amaranto en Santiago Tulyehualco, Xochimilco. La mayoría de los productores heredó el conocimiento y el saber hacer de sus padres y abuelos. Hay un creciente número de familias que están retomando esta agroindustria por ser una buena opción para obtener un empleo e ingreso regular. La zona concentra un gran número de agroindustrias, que producen todos los días más de 30 productos diferentes, los cuales se comercializan dentro de la comunidad en locales o puestos ambulantes o en ferias y eventos. Dentro de los principales objetivos de los productores está el cambiar la percepción del amaranto como un dulce tradicional a la de un producto versátil con gran valor tradicional.

 

Otros artículos tratan sobre huertos familiares en Cuba; el vino de la costa, el tomate platense y los quesos de Tandil en Argentina; el queso Cotija de México; la papa en los Andes.

 

En la región existen productos tradicionales sobre los que podrían hacerse varias preguntas:

¿qué porcentaje de nuestra dieta diaria representan?, ¿sus ingredientes, se producen aquí o se traen de fuera?, ¿se venden aquí nada más o se llevan fuera de la región?, ¿tienen alguna característica que los distinga?, ¿qué se producía antes y se pudiera recuperar?

Para quien desee consultar la revista: http://www.leisa-al.org

Artículos

El Cultivador de nueces (2)

Hace 15 días les platiqué acerca de un libro llamado El cultivador de nueces, por Andew S. Fuller, en el que habla de la posibilidad de sustituir algunos árboles de sombra y ornato en las carreteras y los caminos por árboles que además de cumplir con esas funciones también produzcan un fruto que en este caso sería un tipo de nuez.

De los árboles estudiados en ese libro el más conocido en nuestra región es el nogal, del cual trataremos en esta ocasión. Su nombre científico es Juglans, nombre usado por primera vez por Plinio, y es una contracción de Jovis glans, en latín la nuez de Jove o Júpiter.

Se cree que esta especie desciende de árboles nativos de Persia y fue introducida a Europa por los monarcas griegos o los reyes persas se las enviaron a los griegos. Las nueces han sido ampliamente apreciadas desde la antigüedad así como su madera. Ovidio escribió un poema titulado Sobre las nueces, donde nos enteramos que se empleaban muchachos para quebrarlas y también que en las bodas se acostumbraba que los novios las arrojaran a los niños, en lo que nosotros conocemos como “el volo”, es muy probable que la voz francesa para bodas “des noces” derive de esta antigua costumbre.

El cultivo del nogal se extendió de Italia hacia el norte de Europa en la región de Gaul, Francia de donde se deriva el nombre en inglés walnut y creo que por ahí también vendría el nombre de nogal o nuez de Gaul, pues buscando la etimología solo encontré que viene del latín nux que significa nuez.

El nogal es fácil de reproducir por medio de la semilla pero esto no garantiza que los árboles producidos de esta manera conserven las características del árbol padre que se deseen conservar, como pueden ser el tamaño de la nuez y la dureza de la cáscara, por lo que lo más recomendable para el caso de que se quiera planta con fines comerciales es utilizar la técnica del injerto. Pero en la propuesta que estoy retomando del libro que comento, creo que sería posible producir nogales con la nuez con el fin de utilizarlos para sombra y ornato y eventualmente producirían algún fruto.

Entre las ventajas que tiene ultilizar el nogal está que es una especie completamente aclimatada en la región, que en el caso de otras especies, sean de nueces o no, el proceso de aclimatación puede llevar varias generaciones.

Algunos de los lugares donde podrían plantarse serían los ríos, las plazas públicas, escuelas que tengan espacio, la carretera de Colotlán a Santa María por el lado oeste, etc.

 

Artículos

Mujeres guerreras.

La temporada de lluvias, que este año no ha sido buena, es la temporada en que la gente planta árboles ya sea de manera particular o con el apoyo de algún programa gubernamental. ¿Qué papel juegan las mujeres en estos asuntos? En la página de la Federación de mujeres de toda china viene un artículo titulado Mujeres guerreras contra la desertificación.

Cuenta la historia de varias mujeres chinas que de diferentes formas han puesto su grano de arena en la lucha contra la desertificación. Según el artículo estas mujeres han vestido de verde el desierto y han logrado lo que parecía imposible: reforestar tierra desnuda y arenosa. Comparten un espíritu incansable, un enfoque científico y fuertes habilidades de liderazgo, atributos vitales para la meta común de parar la desertificación.

Inspirados por sus historias, 246 familias han sido contratadas en la región Uxin Qi donde han reforestado 66,000 hectáreas. A través de esfuerzos de largo plazo, los residentes de esta tierra han desarrollado siete modelos de trabajo para combatir la desertificación.

A continuación les cuento sobre algunas de estas heroínas:

Lang Tenhua y su esposo establecieron una empresa que combina la plantación de árboles, la cría de ganado y el turismo. Comenzaron en 2003 y junto con una docena de trabajadores han construido un camino de 8 km, perforado 5 pozos profundos y recuperado 670 hectáreas y ahora tienen 200 reses y 500 ovejas. Estos logros les han permitido tener acceso a subsidios del gobierno.

Xu Xiufang, de 54 años, comenzó a los 23 a plantar árboles en el desierto Maowusu. Desde entonces ha ascendido desde el puesto de trabajadora hasta el de ingeniero y trabajador modelo. Se graduó en 1980 en la carrera de agricultura. En ese tiempo la bicicleta era su único medio de transporte y junto con sus colegas estaba expuesta a las tormentas de arena. Ha concentrado su trabajo en la dispersión aérea de semillas de una planta muy resistente llamada Sabina vulgaris, introduciendo sucesivamente las nuevas tecnologías como el uso del posicionador satelital o GPS, e incrementando la eficiencia de la dispersión aérea de semillas. Al día de hoy, el área reservada para la dispersión de semillas es de 92,000 hectáreas. Dice que cuando no pueda trabajar más en el desierto su trabajo será enverdecer las ciudades.

Baori Ledai comenzó a plantar árboles hace muchos años, ahora tiene 72 y es secretaria del partido en Mongolia Interior. Desde 1950, cuando comenzó sus esfuerzos, la cobertura forestal ha aumentado del 7 al 30% y la cobertura vegetal ha llegado al 77%. Debido a estos logros se han establecido compañías dedicadas a la agricultura y que dan trabajo a los habitantes de la región, con la peculiaridad de que la renta de tierras tiene que tener el visto bueno de Baori Ledai.

Artículos

Seis lecciones de vida que he aprendido de la granja

Me encontré en internet un artículo llamado 6 lecciones de vida que he aprendido de la granja. Lo escribe Serri Dunham, quien nació en Twin Cities, Minnesota y después de 10 años de dedicarse a la contaduría decide cambiar de carrera y ahora es Consejera en Psicología, su blog se llama the budding lotus (http://thebuddinglotus.com):

1.-  Estamos siempre a merced de la Madre Naturaleza. Si vives en un rancho, no tardarás mucho en darte cuenta que la madre naturaleza no considera para nada tus planes, mas bien eres tú quien debe adaptarse a los de ella.

2.- Planea para el futuro. La vida en el rancho no durará mucho sin una cuidadosa planeación que permita sortear las heladas tempranas, los duros inviernos, las inundaciones. Estas preparaciones te darán dirección durante tiempos inciertos.

3.- No hagas complicado lo simple. Conserva tus recursos y trata de hacer las cosas de la manera más simple.

4.- Diversifica tus fuentes de ingresos. Los rancheros siembran y crían ganado por una razón obvia: no poner los huevos en una misma canasta. Diversificando tu tiempo y tu energía reduces el riesgo total, de manera que si una cosa falla habrá otra que te permita sobrevivir.

5.- La mejor comida es la que está hecha desde cero.Cuando cocinas en la casa, sabes exactamente como fue preparada la comida, de qué está hecha y tú obtienes tu propia recompensa.

6.- Siempre honra tus raíces. En este punto la autora nos dice que se irá a vivir a Costa Rica pero siempre llevará en su corazón a su familia y a su querida granja, y que está orgullosa de venir de una familia del campo.

Me parecen importantes los seis puntos y nos proporcionan material para pensar, pero me gustaría enfocarme en dos de ellos que desde mi punto de vista están relacionados: uno de ellos es el que dice que debemos adaptarnos a los dictados de la naturaleza y qué mejor ejemplo que este tiempo de aguas que no ha traído las lluvias como creemos que deberían ser. Este año ha sido muy seco y ha traído muchos problemas tanto para las siembras como para el ganado. Las soluciones que se proponen es contar con sistemas de riego donde sea posible y aumentar la capacidad de captación de agua con represas y bordos. Una acción que ayudaría a mitigar la sequía en el campo y al mismo tiempo permitiría diversificar los ingresos sería la siembra de árboles como rompevientos pues permiten conservar la humedad en el terreno por más tiempo y ayudan a proteger los cultivos,además el establecimiento de árboles frutales en pequeños huertos;  y la plantación de otras especies como el nopal, que serviría como forraje sin tener que desembolsar dinero para comprar pasturas o suplementos que vienen de fuera. Podríamos pensar que el nopal ya lo tenemos en el campo y que nace solo, entonces para qué sembrarlo, sin embargo eso no sería lo adecuado, pues solo cultivándolo y dándole la atención que merece sería productivo, además hay especies de nopal que no tienen espinas y necesitan protegerse del ganado para dárselos cuando se necesite.

Agrosilvicultura·Artículos

Nuez de Macadamia.

Esta vez voy a contarles lo que está ocurriendo con unos árboles en República Dominicana. En 1979 un huracán de categoría 5 llamado David, golpeó el país matando 2000 personas y devastando la agricultura en un 70%. En 1980 Manuel Arcenio Ureña, un empresario local, llevó de Australia árboles de nuez de macadamia con la finalidad de reforestar la isla y regenerar el suelo erosionado.

Por 15 años los árboles fueron simplemente plantados, comenzaron a dar fruto pero como su cáscara es dura y no había mercado porque era un producto desconocido, las nueces se quedaban tiradas sin aprovecharse, y estamos hablando de la nuez de macadamia, que es la más cara en el mercado mundial. Por considerar que los árboles no producían la gente comenzó a talarlos para producir carbón.

Es entonces cuando entra en escena Jesús Moreno, fundador de la compañía Helados Bon, quien se había comprometido a preservar la ecología del país y había tomado el sabor de la nuez de macadamia para una línea gourmet de nieve, asegurando al mismo tiempo un mercado para las nueces.

Diez años después, en 2005, la producción de nueces de macadamia excedió el mercado para la nieve, y Jesús Moreno comenzó a empacar las nueces para venderlas con la marca La Loma.

Aquí podría haber terminado el asunto pero Jesús Moreno vio aún más posibilidades para este árbol. Debido a su sistema de raíces de baja profundidad, el árbol de nuez de macadamia puede ser plantado a un lado de las plantas de café, proporcionándoles la sombra que necesitan. Moreno piensa que podría beneficiar a 10,000 pequeños productores de café, que poseen terrenos de menos de una hectárea, proporcionándoles la planta producida en un vivero, apoyándoles con la fertilización cada 6 meses, dándoles asesoría técnica, y lo también algo importante, asegurándoles la compra de la cosecha .

En una hectárea se pueden establecer 200 árboles de nuez, que comenzarán a producir a los seis años en una cantidad aproximada de 2,500 dólares con la posibilidad de alcanzar un monto de 21,000 dólares conforme las cosechas se incrementen. Cabe señalar que los árboles tienen una vida estimada de 100 años. Al escuchar estas cantidades los campesinos pueden considerarlo como una fantasía, pero ya hay ejemplos de personas como Servio Martínez quien ha plantado árboles de nuez desde hace 12 años y el año pasado vendió nueces por casi 8,000 dólares.

Información de un artículo de Elizabeth Eames Roebling.

¿Qué enseñanza podríamos sacar de este caso?

Una de las cosas es que si los mercados no existen, hay que crearlos, como lo vemos en el caso de la nieve de nuez. Otra sería que en el campo ya no se puede seguir con monocultivos, en este caso tener plantas de café nada más. Otra más: que las posibilidades que tenemos en el lugar donde vivimos son muy amplias, buscando los árboles que puedan ser de utilidad adaptados a los suelos y el clima propios. En el blog hay algunos artículos sobre el nogal (juglans regia), una especie que se da bien aquí, y que podría ser una buena opción para reanimar las huertas, a la fecha ya no se consigue nuez lo que nos indica que hay demanda suficiente para incrementar el cultivo de este árbol.